LIBRO “EL ARQUITECTO CONSERVADOR DE EDIFICIOS”

Os presento mi nuevo libro

Son ya muchos años dedicado a la Conservación de los Edificios y creo que es necesario potenciar la figura del Arquitecto Conservador de edificios. Para ello, he comenzado por recopilar todas las ideas que he ido aportando en los Grupos de Trabajo a los que he pertenecido o planteando en mis intervenciones en Cursos, Jornadas o Medios de comunicación.

Una vez recopiladas, tras un detenido análisis de todo ello, he redactado el libro que os ofrezco publicado por Amazon.

Mi intención es dejar claro todos los beneficios que supone que la gestión de la conservación de un edificio sea desarrollada por un Arquitecto Conservador y que va resumida en el subtítulo que propongo a todos los propietarios: “Vive feliz en un edificio sin derramas”.

Contar con un Arquitecto sólo supone ventajas para los propietarios y para el edificio

La huella del tiempo se manifiesta lenta pero inexorable en muchos edificios. Y esta huella es mucho más cruel cuando los edificios han carecido de un mantenimiento continuado.

Hasta que un día los propietarios de las viviendas reciben la convocatoria de una Junta extraordinaria de para tratar la necesaria puesta en marcha de obras en el edificio.

Se les propone enumerar las actuaciones a llevar a cabo para solicitar los presupuestos oportunos y como consecuencia, aprobar la derrama correspondiente.

De este modo, a los propietarios se les comunica la palabra maldita. “Hay que hacer una DERRAMA”. Y el que más y el que menos, se plantea la misma pregunta. ¿No podíamos haber evitado llegar a esta situación? La manera de evitarlo es encargar la gestión de la conservación del edificio a un Arquitecto Conservador.

Las ventajas que implica contar con un Arquitecto Conservador son:

  • El Arquitecto Conservador elimina las derramas derivadas de la falta de conservación.
  • El Arquitecto Conservador reduce los gastos totales de conservación del edificio.
  • El Arquitecto Conservador se paga con el presupuesto ordinario de la comunidad de propietarios.
  • El Arquitecto Conservador puede reducir la prima del seguro del inmueble.
  • El Arquitecto Conservador hace que la ITE y el IEE sean un mero trámite.
  • El Arquitecto Conservador evitar repetir las mismas obras porque subsana las causas de las lesiones constructivas y no sólo sus efectos.

Índice de los capítulos que desarrolla el libro

Capítulo 1.- La necesaria conservación de los edificios

  • Una nueva forma de ejercer la profesión de arquitecto
  • Nuestra sociedad ha pasado de la Sustitución de edificios a la Conservación de Edificios
  • Conservación de Edificios no es lo mismo que Mantenimiento de Edificios
  • Las tres fases que componen la Conservación de Edificios
  • La Conservación de Edificios en la Ley de Ordenación de la Edificación
  • La Conservación de Edificios en las normas autonómicas sobre el Libro del Edificio

Capítulo 2.- Contenido relativo a la conservación en el Libro del Edificio estatal

  • Documentos para la conservación del edificio
  • Las Instrucciones de Uso
  • Las Normas de Actuación en caso de Siniestro y Emergencia
  • Las Normas de Mantenimiento
  • El Calendario de Mantenimiento
  • Cinco imprecisiones sobre el Libro del Edificio (y mis propuestas de solución)
  • Una paradoja sobre el Libro del Edificio (y mi propuesta de solución)

Capítulo 3.- 6 ventajas por el hecho de contar con un Arquitecto Conservador

  • Ventaja 1: El Arquitecto Conservador elimina las derramas por falta de conservación
  • Ventaja 2: El Arquitecto Conservador reduce los gastos de conservación del edificio
  • Ventaja 3: El Arquitecto Conservador se paga con el presupuesto ordinario de la comunidad de propietarios
  • Ventaja 4: El Arquitecto Conservador puede reducir la prima del seguro del inmueble
  • Ventaja 5: El Arquitecto Conservador hace que la ITE y el IEE sean un mero tramite
  • Ventaja 6: El Arquitecto Conservador subsana las causas de las lesiones constructivas y no solo sus efectos

Capítulo 4.- El Arquitecto Conservador y los edificios

  • Clasificación de los edificios en cuanto a la gestión de su conservación
  • Incompatibilidad del Arquitecto Conservador de edificios
  • Las funciones del Arquitecto Conservador en los edificios del Grupo 1
  • El contrato del Arquitecto Conservador en los edificios del Grupo 1
  • Las funciones del Arquitecto Conservador en los edificios del Grupo 2
  • El contrato del Arquitecto Conservador en los edificios del Grupo 2
  • Las funciones del Arquitecto Conservador en los edificios del Grupo 3
  • El contrato del Arquitecto Conservador en los edificios del Grupo 3
  • Los honorarios del Arquitecto Conservador

Capítulo 5.- El Arquitecto Conservador y los propietarios

  • Siete preguntas que hacen los propietarios sobre el Arquitecto Conservador

Capítulo 6.- El Arquitecto Conservador y los contratistas de obras

  • Seis preguntas que hacen los contratistas sobre el Arquitecto Conservador

Capítulo 7.- El Arquitecto Conservador y los administradores

  • El Administrador y el Arquitecto Conservador son siempre complementarios
  • El reparto de funciones entre Administrador y Arquitecto Conservador

Capítulo 8.- Recomendaciones de actuación del Arquitecto Conservador

  • El conocimiento de la historia anterior del edificio
  • La inspección inicial del edificio
  • Precaución con la planta más alta del edificio
  • Precaución con la planta más baja del edificio
  • Precaución con las dependencias del edificio obsoletas o sin uso
  • Control sobre las llaves de todas las zonas comunes del edificio
  • La comprobación de la documentación existente sobre el edificio
  • El Libro del Edificio ha de estar siempre a mano
  • La importancia de contar con una comisión de obras
  • El Arquitecto Conservador solamente tiene un cliente
  • Cada decisión del Arquitecto Conservador implica una responsabilidad
  • La responsabilidad del Arquitecto Conservador al carecer de un Libro de Órdenes
  • El problema de no saber distinguir los elementos privativos de los elementos comunes
  • El error de considerar que las fachadas del edificio que tienes en tu casa son elementos privativos
  • El error de considerar que la estructura del edificio que hay en tu casa es un elemento privativo
  • El error de considerar que las instalaciones del edificio que hay en tu casa son un elemento privativo
  • El error de pensar que los elementos constructivos que conforman un edificio son inmodificables
  • La tentación irrefrenable de los espacios sin uso en plantas bajo cubierta y sótanos
  • Las obras en el edificio que son necesarias pero que las sufran los demás
  • Las decisiones inexpertas en las que lo barato al final resulta caro

Si estos párrafos han sido de tu interés, aquí puedes COMPRAR el libro en Amazon.

Leave a Comment

Start typing and press Enter to search