In DIVULGACIÓN, en Vídeo

La séptima cuestión se plantea desde la observación de que los edificios residenciales de propiedad privada carecen de Técnico Conservador, algo que no ocurre con otros edificios privados y todos los edificios públicos.

La figura del Técnico Conservador en los edificios residenciales de propiedad privada supone cuatro grandes ventajas para las Comunidades de Propietarios.

Esquema del contenido del vídeo:

  • Dentro de las políticas de mantenimiento de los edificios, hay una observación que conviene resaltar.
  • Todos los edificios públicos tienen un Técnico Conservador.
  • Por ejemplo: los edificios ministeriales, autonómicos y municipales, los edificios sanitarios o los edificios docentes.
  • Todos ellos cuentan con un Técnico Conservador con titulación de Arquitecto o Arquitecto Técnico.
  • Entre sus funciones está el conocer el día a día del edificio y tomar las decisiones oportunas en pro de la buena conservación del mismo.
  • Pero no sólo ocurre en los edificios públicos. En algunos edificios privados, también.
  • Por ejemplo, las cadenas de hoteles, las gasolineras, los bancos, sea cual sea su marca, las residencias privadas, los colegios privados etc, cuentan también con un Técnico Conservador.
  • Sin embargo, la gran mayoría de edificios de este país, como son los edificios residenciales privados, no poseen la figura del Técnico Conservador.
  • La labor de mentalización que debería hacerse desde las administraciones, debería hacer hincapié en las ventajas de contar con un Técnico Conservador.
  • Para mí, la figura del Técnico Conservador en los edificios residenciales privados supone 4 ventajas:
    • Contar con un asesoramiento continuado por un profesional capacitado.
    • Poder prevenir y detectar cualquier lesión constructiva al manifestarse por lo que sólo habría daños leves y la reparación sería barata.
    • Expresar su opinión para que cualquier actuación puntual en el edificio siempre fuera en consonancia con las características constructivas del mismo.
    • Convertir la ITE en algo rutinario cuando corresponda pasarla, porque el edificio estaría sometido a una “ITE continuada y permanente” que le realiza día a día, su Técnico Conservador.

 

Luis Jurado
Arquitecto especializado en divulgación sobre edificios en Jornadas, Cursos y Medios de comunicación
Recommended Posts
Comments
  • Miquel Salvat
    Responder

    En el mundo de la construccion hay mucho que decir , por ejemplo la poca flexibilidad en contrataciones ,permisos de obra abusivos condiciones de trabajo extremas , la poca utilizacion de materiales que aportan al cliente final ahorros energeticos , arquitectos poco sensibles al medio ambiente , ……..

Leave a Comment

¿Alguna pregunta?

Puedes envíame tu consulta y te contestaré lo antes posible

Not readable? Change text.

Start typing and press Enter to search